Emisiones de Gases de Efecto Invernadero


Para la gestión de emisiones de GEI, Marfrig se basa en cuatro referencias:

  • Política de Cambio Climático y Recursos Naturales: Documento que establece niveles operacionales para las actividades industriales, comerciales y de servicios, dirigidas hacia una economía baja en carbono.
  • Inventarios Anuales: Realizados desde 2010 y publicados en el sistema hecho disponible por CDP. El levantamiento hecho por Marfrig cubre los Alcances 1, 2 y 3, incluyendo, por ejemplo, información referente a fermentación entérica de los animales y el manejo de desechos. El inventario está siendo actualizado para abarcar otras fuentes de emisión del Alcance 3. Para asegurar su compromiso con el informe de emisiones y monitoreo de las metas que serán presentadas en el ciclo 2020 de CDP, Marfrig pretende contratar una auditoría de terceros para el inventario que se publicará a partir de esa fecha.
Emisiones
de GEI
 

Esta mayor cobertura de los inventarios de GEI es el resultado de las mejoras introducidas en el proceso de gestión de emisiones, lo que permite considerar otros factores de emisión en el cálculo, como la logística de los productos finales.

Marfrig también está haciendo esfuerzos para reducir las emisiones relacionadas con la compra de ganado. Un ejemplo es la asociación sin precedentes firmada con la Empresa Brasileña de Investigaciones Agropecuarias (Embrapa) en 2018 para fomentar la adopción de prácticas más sustentables en la actividad ganadera. Comprende los conceptos productivos de Carne Carbono Neutral (CCN) y de Carne de Bajo Carbono (CBC), con la certificación de carnes producidas en sistemas que neutralizan o reducen la emisión de metano emitido por los animales. La empresa también alienta a los proveedores a garantizar una buena gestión de los procesos agrícolas relacionados con el Manejo de Pastos, Alimentación Animal y Manejo de Desechos a través del Marfrig Club.

Para recabar y monitorear estos datos mensualmente, Marfrig posee una plataforma específica. Para el cálculo de las emisiones de GEI se utiliza la metodología “GHG Protocol: A Corporate Accounting and Reporting Standard” y las directrices del Panel Intergubernamental de Cambio Climático (IPCC, por sus siglas en inglés) para los Inventarios Nacionales de Gases de Efecto Invernadero. (2006). Para Brasil, los cálculos son desarrollados en base a la metodología de GHG-Protocolo Brasileño. Los factores de emisión consideran, en general, las directrices del IPCC de 2006 y cuestiones específicas de cada país, siempre que sea posible.

  • Metas. En 2013, la Compañía se propuso reducir en 15% sus emisiones para el 2020 (en base a las cifras de 2012). La mejora continua en la eficiencia de los procesos permitió que el objetivo fuera alcanzado dos años antes, en 2018. Ahora, Marfrig trabaja en un nuevo plan de metas, teniendo 2019 como año base. La planificación que está en curso monitorea las tendencias globales de gravar las emisiones de carbono, tanto para los productos que exporta como para la energía eléctrica que consume, y se basa en las metodologías de Science Based Targets (SBT). Las metas serán anunciadas en el reporte CDP de Cambio Climático 2020.
  • Evaluación de Escenarios. La empresa realizó la primera evaluación de escenarios climáticos en 2019, teniendo el año 2040 como horizonte. A partir de estos resultados está siendo desarrollado su Plan de Acción. En ese trabajo, las proyecciones consideraron los escenarios Representative Concentration Pathway, del IPCC. En el futuro, la empresa espera evaluar escenarios cuantitativos con horizontes más largos, en línea con lo establecido en el Acuerdo de París. Esta evolución también ayuda a la empresa en el desarrollo de metas basadas en la metodología Science Based Targets (SBTs) y en la fijación de precios del carbono. El Cambio Climático es un tema de especial importancia para la ganadería. Tiene influencia sobre los procesos de cría de animales, pues demanda la cría de razas más resistentes a las altas temperaturas, ya sea con técnicas de manejo que promuevan un mejor confort térmico en las propiedades, incluyendo la recomendación de partes sombreadas y el mantenimiento de áreas verdes con árboles, a las que los animales tengan acceso.